Ataque a Caño Limón Coveñas volvió negra el agua del mítico Pozo Azul, en el Catatumbo

En los últimos días se han cometido múltiples ataques contra el oleoducto Caño Limón Coveñas, lo que ha generado una alarmante emergencia ambiental afectando principalmente dos caños de la zona rural de Tibú, Norte de Santander, en la región del Catatumbo.

 

En vista de esta situación, Ecopetrol tiene activados los planes de contingencia tras haberse registrado 3 ataques en menos de 72 horas. El última de estos tuvo lugar en la vereda El Seis, sector de Pozo Azul, del río Tibucito, el cual es reconocido como un lugar turístico altamente atractivo.

 

Varias de las fuentes hídricas más importantes de la zona se han visto fuertemente afectadas, por lo que se ha enviado el mensaje a la población para no utilizar este recurso y mantenerse alejados de las zonas donde se presentan los derramamientos.

 

Los medios regionales de la zona del Catatumbo han expresado gran lamento por la situación, destacando especialmente las consecuencias que ha pagado el Pozo Azul porque siempre ha sido reconocido como un lugar exótico y de alto atractivo por sus imponentes paisajes.

 

No obstante, ahora en varias fotografías se ha visto como el pozo ya no es azul sino un profundo negro, que no permite siquiera ver con claridad el agua.

 

“Cierran bocatoma del acueducto de Tibú por derrame de petróleo tras atentado a Caño Limón-Coveñas. ECOPETROL_SA pide no tomar agua de ese río ni del Tibucito. Esto merece condena contundente. Tristeza por daño ambiental que afecta 30 mil personas del #Catatumbo”, informan los medios locales.

Por su parte el Ejército Nacional ha llevado a cabo un plan de fortalecimiento de la seguridad para poder evitar la procedencia de más grupos armados en contra de los oleoductos.

 

Hasta el momento no se confirma la autoría de estos sucesos, teniendo en cuenta que por la zona operan los colectivos del ELN, EPL y las disidencias de las Farc. Fuente consultada: RCN Radio.

¿Quieres dar tu opinión sobre este artículo?