Capitán acusado de facilitar fuga de Aída Merlano continúa trabajando con el Inpec

La actuación del Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario (Inpec) respecto al caso de la fuga de la excongresista Aída Merlano sigue siendo altamente criticada, pues además de la negativa por parte de la entidad de brindar toda la información concerniente a la entonces reclusa, se ha conocido que uno de los implicados continúa trabajando para la entidad.

Se trata del capitán David Álvarez, quien ha sido señalado de haber recibido regalos de la exsenadora Merlano para poder fugarse de la cárcel ‘El Buen Pastor’ en donde se esperaba que cumpliera su pena de 15 años por compra de votos. Al parecer, Álvarez no habría sido retirado de su cargo sino reubicado al área administrativa.

Álvarez, quien se desempeñaba como comandante de vigilancia del centro penitenciario durante los días en el que se dió la fuga de la excongresista, habría utilizado sus influencias y aprovechado de las funciones naturales de su cargo para facilitar todo el operativo montado en torno a Merlano y su fuga.

Conocido el caso en su momento, el uniformado llegó a ser enviado a prisión para ser posteriormente liberado al cabo de un par de semanas. Es ahí donde sorprende su continuidad en el Inpec, sin embargo, al no haber sido condenado no tiene impedimentos legales que le prohíban seguir trabajando con la institución.

Habiendo esa posibilidad, por orden del nuevo director del Inpec, general Norberto Mujica, el capitán Álvarez terminó siendo trasladado al departamento del Valle del Cauca, donde se de designo un cargo administrativo, desde donde coordina las necesidades carcelarias de toda la región, conformada por otros departamentos más, como Cauca, Nariño y Putumayo.

Esta no es la primera noticia que protagoniza el Inpec esta semana relacionada al caso de Aída Merlano, pues recordemos que hace pocos días un juez le ordenó a la entidad la entrega de toda la información relevante sobre la prófuga.

¿Quieres dar tu opinión sobre este artículo?