Duque catalogó como “ecocidio” atentado que convirtió el agua de Pozo Azul, en negra

Los recientes ataques al oleoducto de Caño Limón – Coveñas, en el Catatumbo, específicamente en la zona rural de Tibú, que resultó afectando fuertemente dos caños del lugar y como consecuencia arruinaron de manera drástica el sitio turístico de ‘Pozo Azul’, ha generado un rechazo generalizado tanto por los habitantes de la región como a nivel nacional.

En ese sentido, tras haberse difundido la catástrofe que convirtió al lugar conocido por sus aguas azules en un pozo negro lleno de petróleo, son muchos los que han lamentado y expresado su repudio contra las acciones de los grupos ilegales que aterrorizan la zona.

Incluso el presidente Iván Duque se pronunció respecto a lo sucedido, rechazando las acciones que fueron endilgadas a la guerrilla del ELN, quienes durante años han ejercido acciones temerarias contra la población civil en el Catatumbo.

“Condenamos ecocidio perpetrado por Eln en Pozo Azul, Norte de Santander. Crímenes a la biodiversidad atentan contra recursos estratégicos de la Nación, lo cual debe ser castigado severamente. El terrorismo sacrifica nuevamente el medio ambiente. Avanzamos en labores de limpieza”, publicó el Jefe de Estado en su cuenta de Twitter.

Tan pronto se conoció la situación Ecopetrol activó los planes de contingencia, por lo que en este momento están colaborando para la recuperación de Pozo Azul.

Todas estas acciones de recuperación las pudieron impulsar con la ayuda del Ministerio de Ambiente, Corponor, la Alcaldía de Tibú y la misma comunidad que se está esmerando por dejar el atractivo lugar como era antes.

“Los resultados ya se ven…#PorLaRecuperacionDePozoAzul #PorLaRecuperacionDelRioTibu”, confirmó en Twitter el Ministerio del Medio Ambiente.

¿Quieres dar tu opinión sobre este artículo?