El peso colombiano, la segunda moneda más devaluada de la región en 2021 después de Venezuela

No hay dudas sobre la incidencia de la desvalorización del peso colombiano en los bolsillos de los ciudadanos de a pie. Registros oficiales indican que en los últimos ocho meses el peso se ha devaluado en un 15,27 % frente al dólar, divisa regulatoria en los mercados internacionales.

Sin embargo, no es difícil observar que Colombia no es el único país en la región que enfrenta un fenómeno económico como el mencionado. Además de Venezuela, que ha visto el desplome absoluto de su moneda, Argentina evidencia una devaluación del 13,11 % de su divisa local.

Analistas señalan varias posibles causas sobre la volatilidad del dólar y el detrimento general de las monedas emergentes. La pandemia del Covid-19, la aparición de la variante delta y los contextos sociopolíticos incidirían directamente en la tasa de cambio.

En Colombia el dólar ya superó los 4.000 pesos y se especula que para los últimos meses del año el precio de la divisa estadounidense suba aún más.

¿Cómo afecta un dólar alto las finanzas de la gente?

La mayoría de economistas coincide en que no pocos productos de la canasta familiar subirán de precio dado que para su elaboración la industria alimentaria se vale de insumos importados. El Departamento Administrativo Nacional de Estadística (DANE), en su más reciente informe de importaciones, reveló los productos que en mayor cuantía importa Colombia.

En lo que va de 2021, el país ha importado 650,6 millones de dólares en productos agropecuarios, alimentos y bebidas. 333,1 millones de dólares fueron destinados para la compra de combustibles y productos de industrias extractivas.

En la sección de alimentos e insumos agrícolas aparecen productos como: pienso (alimento seco) para ganado, cereales y preparados de cereales, café, té, cacao, especias, carne y derivados, animales vivos, legumbres, frutas, azúcar, miel, productos lácteos, huevos, aceites, grasas y tabaco.

Siguiendo la lógica de los técnicos y los especialistas en comercio exterior, estos productos estarían en la lista de artículos vulnerables de subir de precio. Así lo explica María Claudia Lacouture, directora de la Cámara de Comercio Colombo-Americana, AmCham Colombia:

“Hay varios productos de la canasta familiar que podrían aumentar de precio en la medida que usan insumos del exterior. Por ejemplo, el pollo, pues el maíz y la soya para alimentar a las aves viene del exterior; así mismo, productos agrícolas como algunas frutas, lentejas, leche en polvo, entre otros”.

Desde luego, varios artículos de la cadena de producción podrían subir de precio. El Dane reporta que, a mayo del año en curso, Colombia ha invertido 7.041 millones de dólares en maquinaria y equipo de transporte.

Lacouture añade a la lista de productos encarecidos electrodomésticos, automóviles, autopartes y combustibles.

“Otro efecto tendría que ver con el encarecimiento del turismo en el exterior, especialmente en aquellos países donde se ha fortalecido la moneda de destino. Estados Unidos y Europa son los ejemplos más claros”, apunta Luis Fernando Mejía, director de Fedesarrollo.

¿Quieres dar tu opinión sobre este artículo?

Twitter
Noticias por e-mail

Ingrese su dirección de correo electrónico para suscribirse al portal y recibir notificaciones de nuevas publicaciones en su bandeja de entrada.