Empresarios y banqueros consideran ‘inviable’ un aumento del 8.1% al salario mínimo

No paran los diálogos y negociaciones entre el gobierno y manifestantes del Paro Nacional, que aún no llegan a un acuerdo concreto que pueda develar la culminación de las manifestaciones en todo el país. Uno de los puntos sobre los que se adelantan acuerdos entre ambas partes es el aumento del salario mínimo propuesto por distintos gremios y sindicatos, que parece no ir de la forma en la que se esperaba.

Uno de los aspectos más importantes a evaluar referentes al aumento salarial es la injerencia de los grupos empresariales, aspecto que para Santiago Castro presidente de Asobancaria, debe tenerse en cuenta al momento de proponer un aumento en el pago a los trabajadores.

La diferencia entre el porcentaje de aumento del salario mínimo que proponen los trabajadores y los empresarios muestran un camino turbulento para llegar a la concertación. Por una parte los grupos empresariales proponen un incremento del 4,5% en los salarios, mientras los sindicatos insisten en un 8.1%.

Para Castro, el aumento de más de 8 puntos propuesto por las centrales obreras es inviable y no miden los costos a futuro, explicando que aunque su sector de trabajo (la banca) no se vea afectado al no pagar salarios mínimos, si puede llegar a afectar fuertemente a otros sectores económicos, generando enormes pérdidas y aumentando el desempleo en el país.

Otro detalle comentado por el presidente de Asobancaria el factor de la inflación estimada para el próximo año, calculada en 3,88%. Además, según lo comentado por Castro los empresarios estarían esperando llegar a una concertación y encontrar un punto medio entre ambas propuestas, anticipando un aumento del 6%, sin embargo los sindicatos han sido claros en rechazar propuestas menores a la planteada.

“Históricamente esta es la vez en la que han estado más cerca las posiciones iniciales. Nos gustaría ver, de la misma manera como nosotros esperamos mañana poder evolucionar en nuestra propuesta, que las centrales puedan hacer el mismo giro. Un acuerdo siempre es posible, lo hicimos el año pasado cuando las diferencias salariales eran más amplias, no entiendo por qué no lo podemos hacer ahora”, afirmó Castro.

¿Quieres dar tu opinión sobre este artículo?