En el Congreso al parecer están cansados de la grosería y gritería de senador uribista

Con la reciente gritería del senador uribista Carlos Felipe Mejía, cuando trató de forma colérica y ofensiva al senador de Farc, Pablo Catatumbo, varios de sus homólogos hicieron observaciones sobre este tipo de comportamientos y indicaron que no es la primera vez que pasa.

Guillermo García, del partido Liberal, estuvo en el momento de la fuerte discusión y aseguró que el senador Mejía es “muy reactivo, irascible, grosero, maltrata a la gente”, situación que supuestamente se ha vuelto frecuente y llega hasta el punto de insultar con temas “muy personales”.

Según García, al uribista se le debe hacer un llamado de atención, pues su manera de actuar en las plenarias puede derivar en comportamientos similares en el país.

“Las directivas tienen instrumentos en la Ley Quinta para hacer los llamados de atención respectivos. Porque, entre otras cosas, hacer eso no solamente agrede a los colegas, sino que agrede al Congreso, al sector público”, comentó.

Además dijo que el “espectáculo” que está dando Carlos Felipe es equiparable a lo que se ve en una gallera, lo cual no es el mensaje adecuado que debe dar una institución como le Congreso al país.

“Precisamente, el radicalismo y la polarización de las palabras se puede traducir en las regiones con actos violentos, como en la época de la lucha entre liberales y conservadores en la que las disputas de los jefes en Bogotá se convertía en enfrentamiento en las regiones”, dijo para El Espectador.

Por su parte Didier Lobo, quien también tuvo que aguantar la altanería del uribista mientras lo señalaba de ser un “descarado” y estar manipulando el uso de la palabra a favor de las Farc, hizo otras observaciones al respecto.

“En ese momento se daba un debate importante, con altos funcionarios del Gobierno, cuando el senador Mejía uso la palabra para referirse al senador de la FARC en términos salidos de tono, en expresiones que no consideramos nosotros que se deban utilizar dentro del recinto”, explicó Lobo sobre el momento, para El Espectador.

Otros congresistas incluso de partidos afines al uribismo, como Eduardo Pacheco de Colombia Justa Libres, dijo en concordancia con García que Mejía ha sido reiterativo con sus malas actitudes.

“No es la primera vez que yo hago moción de orden a sus intervenciones altisonantes y un poquito agresivas del senador Mejía”, manifestó.

Por su parte el uribista ha insistido en justificar su actitud, y dice que no va a callarse en lo que tenga que decir. Fuente consultada: ElEspectador.

¿Quieres dar tu opinión sobre este artículo?