Intención de Mancuso de confesar “significará un gran golpe judicial” para Uribe y su hermano: Akerman

El periodista Yohir Akerman aseguró en su columna para El Espectador que el excomandante de las AUC, Salvatore Mancuso, le ofreció a la Justicia Especial para la Paz contar todo lo que sabe en medio de una “investigación por paramilitarismo” contra Santiago Uribe Vélez y su hermano el senador Álvaro Uribe, lo cual “significará otro gran golpe judicial” para ellos.

Además, recuerda que Mancuso le dijo a la JEP que también colaboraría en las investigaciones donde se menciona a Piedad Córdoba, Iván Cepeda y el “doctor Lara”. Esto fue plasmado en un derecho de petición “y otros documentos” que Akerman tiene en su poder, donde el ‘expara’ dice que contará con detalles lo ocurrido en el conflicto.

No obstante, el tribunal se negó, aunque dejaron abierta la posibilidad de llamarlo para que colabore voluntariamente, lo cual fue rechazado por Salvatore, según el periodista.

Para darle contexto a “la mención” que hace el excomandante paramilitar de los hermanos Uribe, Yohir realiza un recuento de lo que han dicho ‘exparas’.

Por ejemplo, recuerda que en 2008 Mancuso dijo que durante la masacre de El Aro, en 1997, supuestamente un helicóptero de la Gobernación “hizo presencia” y que Pedro Juan Moreno, entonces secretario de Gobierno de Antioquia y cercano a Álvaro, presuntamente tenía conocimiento de lo que iban a hacer en Ituango, dice la columna.

De igual manera trae a colación las declaraciones de Francisco Villalba, también exmiembro de las AUC, quien declaró en 2008 que Uribe supuestamente “estuvo en la reunión días antes de la masacre de El Aro invitado por Carlos Castaño”.

Villalba también aseguró que Santiago Uribe era el presunto comandante del grupo los ’12 Apóstoles’.

De acuerdo al columnista, el 14 de julio del 2020, 35 hombres fuertemente armados, con pasamontañas y tapabocas llegaron a buscarlo a una fina aledaña a la suya mientras mostraban una foto de él; “el operativo estaba siendo dirigido por otras personas que no se encontraban allí y se comunicaban por medio de radioteléfonos con quienes sí estaban en el lugar de los hechos”, indicó el periodista. Fuente: El Espectador.

¿Quieres dar tu opinión sobre este artículo?