Policía multó a dos jóvenes venezolanos por comer empanada dentro de Transmilenio

Otro controversial hecho por la aplicación del Código de Policía tuvo lugar en Bogotá. En esta ocasión contra dos jóvenes venezolanos que fueron sorprendidos por los uniformados consumiendo empanadas dentro de una estación de Transmilenio, y procedieron a imponerles el comparendo.

La situación ocurrió en el Ricaurte, donde estas dos personas se encontraban comiendo los fritos que habían comprado ahí mismo a otro hombre proveniente del vecino país, según confirmaron ellos mismos para RCN Radio.

Cuentan que en el momento que los agentes los vieron, se acercaron a ellos para hacerles una requisa y les advirtieron que estaban haciendo algo prohibido; además aseguraron que los trataron mal. Posteriormente procedieron a imponerles el comparendo.

“Nos trataron mal, que eso no era permitido y que la causa era peor para nosotros por andar comprando (…). Increíble porque ahora no sabemos cómo vamos a pagar esa multa”, comentó uno de los jóvenes.

Se conoció igualmente la declaración de otro venezolano que se encontraba en la misma estación también comiendo empanadas, pero según él, se salvó que le impusieran una multa porque ya se había terminado el frito y se alejó tan pronto vio a los policías para evitar que a él también lo requisaran y sancionaran.

Esta situación resulta sumándose a las fuertes polémicas que ha visto el país durante las últimas semanas, en donde los comparendos por acciones cotidianas parecen estar tomando relevancia.

En esta ocasión la multa está sustentada en el Código De Policía, en el cual se advierte que comer dentro de los buses de Transmilenio es una conducta que afecta a los demás pasajeros, por lo que las personas se pueden hacer acreedores a una multa entre 99 mil y 787 mil pesos. Fuente consultada: RcnRadio.

¿Quieres dar tu opinión sobre este artículo?