Premian con un nuevo puesto a general Eduardo Quirós acusado de presunta corrupción

El general del Ejercito Eduardo Quirós señalado de supuestamente ofrecer dentro de las fuerzas militares hasta 100 millones de pesos a quienes entregaran información de las personas que filtraron información al New York Times, fue “premiado” con la asignación a un nuevo cargo.

Luego del revuelo causado por el artículo “Operación Silencio” de la revista Semana, en la cual se advertía sobre como varios militares estarían presionando dentro del organismo militar para detectar quienes serían los uniformados que filtraron información al diario estadounidense sobre los nuevos casos de ‘Falsos positivos’, uno de los nombres que sonó fue el del general Eduardo Quirós, comandante del Comando de Apoyo de Contrainteligencia.

Quirós habría presuntamente dado instrucciones para dar con la identidad de los militares que habían filtrado información que derivó en el escándalo. Tras conocerse la noticia el ministro de Defensa Guillermo Botero, declaró que Quirós sería trasladado a una dependencia del Ejército mientras “se resuelve su situación, bien sea administrativa o bien disciplinaria”.

Sorprende que ante lo grave de las acusaciones, la situación del general se haya solucionado tan pronto, pues según información dada por Caracol Radio, el castigo que se le habría impuesto al general luego de ser desvinculado de su cargo, sería un traslado como jefe del Departamento de Operaciones del Ejército (CEDE3).

El CEDE3 es una unidad clave, dentro del departamento de operaciones del ejército, encargada de asesorar al comandante del ejército y al jefe de estado sobre todas las operaciones a nivel nacional, y que tiene bajo su poder la información a tiempo real de todos los procedimientos militares, incluido la oficina de contrainteligencia.

Este “traslado” que desde ya ha causado polémica, muestra como al parecer en ningún momento Quirós se desprendió de sus funciones, pues además de contar con un nuevo cargo que le permite tener información sobre todo lo que pasa dentro del ejército, seguía dando órdenes en la oficina de contrainteligencia con la ayuda de un colaborador cercando, el coronel Carlos Buitrago, según comenta la emisora.

¿Quieres dar tu opinión sobre este artículo?