“Sí, al presidente Duque el puesto le quedó grande”: Hernando Gómez de Razón Pública

Hernando Gómez Buendía, director de Razón Pública, en una columna de opinión publicada para el diario El Espectador se despachó en contra de Iván Duque y los riesgos que este está asimilando en la ardua búsqueda de derrocar el régimen en Venezuela.

Gómez comienza señalando que existen absurdos como “pagar por algo que uno va a recibir gratis”, algo que compara con la situación de Colombia frente a la lucha que se libra en Venezuela buscando la salida del régimen chavista.

Según el escrito, es innecesario correr riesgos que otros podrán asumir con menos costo, ya que para este caso la caída del chavismo es cierto que traerá beneficios para Colombia, pero “el riesgo sin embargo es una guerra en Venezuela que por supuesto incendiaría a Colombia”.

Igualmente el columnista señala la posición que tomaría un gobierno responsable ante la situación actual con el país vecino.

“Cuando un gobierno responsable se encuentra ante un dilema de esta índole, el presidente y su canciller hacen dos cosas: no decir nada y negociar tras bambalinas con tirios y troyanos para lograr la salida del dictador sin que estalle la violencia. Esta salida puede ser difícil, o impopular, o tal vez imposible. No importa: es la que debe intentar un gobierno responsable”, indicó.

Además aseguró que el primer mandatario y Carlos Holmes Trujillo están haciendo justamente lo contrario, hablando cada vez que pueden sobre el tema y rompiendo relaciones con todo el que pueden.

“Claro que Duque y Trujillo son leales a sus ideas políticas y su campaña se basó en ataques al chavismo. Pero este es el problema: ya no son candidatos, ahora tienen que pensar en Colombia”, afirma Buendía.

La columna califica a todos los movimientos realizados por Duque como poco inteligentes, como lo fue enviar “20 camiones de comida” a un gobierno airado y esperar que esto sea una solución, y rematar trayendo a los altos mandos estadounidenses para que se diga que Colombia y Estados Unidos irán a una guerra juntos.

En ese sentido concluye diciendo que “Duque no quiere la guerra, pero lo disimula lo mejor que puede”, porque que con todo este panorama Colombia estaría en una posición altamente desfavorable, pues a esta llegarían todos los actores del conflicto.

“Colombia sería la plataforma de los gringos, el refugio de los antichavistas armados, el enemigo de amigos de Maduro como el Eln, el país donde vendrían millones de desplazados, el de los dos mil kilómetros de fronteras abandonadas”, manifestó Buendía antes de concluir que al Presidente “el puesto le quedó grande”, y ojalá por obra de algún milagro el presidente venezolano Maduro caiga rápidamente sin mayor esfuerzo. Fuente consultada: ElEspectador.

¿Quieres dar tu opinión sobre este artículo?