“Si lo van a ejecutar así, nos van a robar 22 billones de pesos”: Petro respecto a Metro Elevado

El senador Gustavo Petro, junto a Hollman Morris, candidato a la Alcaldía de Bogotá, publicaron una serie de irregularidades en la última auditoría realizada por la Contraloría Distrital, la cual advierte de por lo menos 45 presuntas irregularidades en el proceso de contratación del Metro de Bogotá.

El informe, que se da gracias a un derecho de petición presentado por Morris, señaló durante la rueda de prensa efectuada por ambos políticos, las numerosas irregularidades que estarían comprometiendo la construcción del metro y que vincularía directamente a la alcaldía Peñalosa.

“El proyecto Metro Elevado de Enrique Peñalosa es fraudulento, ilegal y corrupto. Ya no lo dice la oposición de Enrique Peñalosa, ya lo dice un ente de control, en este caso la Contraloría Distrital”, señaló el candidato por la Colombia Humana.

Morris también se refirió a un aparte de la información revelada, el cual explica cómo los expertos del consorcio que gerencian la construcción del metro elevado no cuentan con los estudios ni los avales requeridos para figurar como “expertos”, puesto que sólo contarían con estudios de pregrado en el exterior, que estarían intentando pasar como posgrados.

Así mismo, el senador Petro reveló que dentro de los 45 hallazgos señalados por el ente de control, existe una enorme gravedad en varias de las irregularidades mencionadas, lo cual sería un tema de corrupción que estaría comprometiendo los recursos del Distrito, afirmando: “Si lo van a ejecutar así, nos van a robar 22 billones de pesos mínimo”.

Por otra parte, la Contraloría explica varias anomalías de carácter administrativo, disciplinarios e incluso penal, alertando de posibles delitos que fueron efectuados durante el proceso de contratación. Además, el ente de control mencionó posibles irregularidades de carácter fiscal que de acuerdo con la publicación del diario El Espectador, equivaldría a 1.000 millones de pesos.

El informe, que consta de 180 páginas, explica las 45 irregularidades, donde se destaca la revisión de 26 contratos suscritos dentro del proceso de estructuración de la Empresa Metro de Bogotá (EMB), en el cual la Contraloría determinó que se estarían desarrollando de forma poco eficiente y con poca transparencia, según explica El Espectador.

Junto a los señalamientos mencionados, el ente de control denotó al momento de verificar las carpetas en las que se encuentran dichos contratos, la existencia de varios errores en los documentos, desde la numeración correspondiente, correcciones en algunos de ellos, ausencia de datos de 2019 y desaparición de folios completos.

Ante las graves acusaciones, el Distrito se ha limitado a responder que el informe al no ser concluyente, sólo equivale a una solicitud a las autoridades para que se inicien estudios detallados de los hallazgos encontrados por la Contraloría.

¿Quieres dar tu opinión sobre este artículo?