Uribe le dio tremenda ‘levantada’ en público a sus propios congresistas por hundimiento de reforma

A través de su cuenta de Twitter, el expresidente Álvaro Uribe Vélez, líder del Centro Democrático, dejó ver su descontento ante la ausencia de varios congresistas de su partido a un debate para reducir el período de vacaciones de los legisladores colombianos.

La iniciativa era del representante Gabriel Santos, quien subió un video haciendo pública su molestia ante el hecho de que no haya habido quórum suficiente para debatir la reforma con la que se buscaba aumentar en un 25 % el número de sesiones parlamentarias para legislar sobre temas coyunturales a nivel nacional.

“El partido queda mal con el hundimiento en el Senado del proyecto de Gabriel Santos sobre el recorte del receso. El debate debió surtirse, así para algunos el receso es oportunidad de trabajo con la comunidad. Perdón, así lo hice en mi vida de senador”, expuso Uribe.

También a través de Twitter, el legislador Gabriel Santos expuso la lista de los congresistas que no asistieron al debate, dejándolo hundir.

“Hoy es un día oscuro para el Congreso. La Plenaria del Senado desintegró el quórum justo cuando íbamos a debatir nuestro proyecto para reducir las vacaciones de los Congresistas, dejándonos sin tiempo para dar el último debate. En 30 segundos se acaba el trabajo de un año”, expuso.

Tal iniciativa le representó a Santos entrar en confrontación directa con Jennifer Arias, presidenta de la Cámara de Representantes, a quien señaló de ser “sepulturera” del proyecto, siendo compañera de bancada.

Uribe también tuvo que salir a defender a Duque

Todo parece indicar que al interior del Centro Democrático se está rompiendo el orden. Si bien para nadie era un secreto que había unas alas más radicales que otras, las críticas contra el presidente Duque toman con el paso del tiempo un matiz de oposición interna que ya tiene preocupado al expresidente Uribe.

En el caso más reciente, volvió a ser Gabriel Santos el congresista que criticó con contundencia a Duque. Esta vez lo hizo sobre la ‘ley mordaza’, con la que se pretende castigar a figuras públicas que injurien o calumnien a funcionarios públicos.

“Celebro que, ante la oleada de críticas de la opinión pública, el presidente Iván Duque cambie de opinión y rechace este atentado contra la libertad de prensa. Se habría ahorrado el bochorno si su gobierno hubiera avalado las múltiples proposiciones de eliminación del artículo”, expuso Santos.

Y es que sobre ese tema Santos no se midió mucho en palabras. Al respecto expresó que “se consuma el suicidio de una clase política que se rehúsa a entender la crisis de legitimidad que sigue promoviendo. Un gobierno y un congreso que siguen blindando a sus miembros del escrutinio público”.

Otro tema sobre el que Santos le dio duro a Duque fue la expedición de pasaportes, proceso lleno de reveces hace unas semanas cuando miles de ciudadanos tuvieron que hacer largas filas para obtener su documento.

“Qué vergüenza salir por el mundo diciendo que Colombia va a ser el Silicon Valley de América Latina y hacer esto con un trámite que funcionaba bien. Oso monumental”, señaló.

Las críticas, una tras otra, terminaron en el escritorio de Álvaro Uribe que, como jefe natural del partido de gobierno, se sintió en la obligación de intervenir.

“Centro Democrático ha sido un esfuerzo significativo de muchas personas; las tesis son útiles para la democracia; resulta inaceptable que se sustituya la discusión argumental por el insulto; ninguna discrepancia con el gobierno puede llevar a maltratar al presidente de la República”, expresó el antioqueño por medio de Twitter.

¿Quieres dar tu opinión sobre este artículo?